¿En qué consiste el Tratamiento de Ortodoncia de Autoligado?

Los brackets autoligables son un sistema ortodoncia fijo de autoligado pasivo. Es decir, a diferencia de otros tratamientos como, por ejemplo, los brackets metálicos, no emplean gomas elásticas –o ligaduras- para unirse al arco, transmitiendo la fuerza a los dientes a través de los brackets.

¿Cuál es el mecanismo de los brackets autoligables?

El mecanismo de los brackets autoligables reduce esta fricción siendo el resultado final igual que el de los brackets convencionales. Al no utilizar este tipo de ligaduras, la higiene bucodental es más sencilla, los tratamientos de ortodoncia se acortan en el tiempo y al existir menos fricción, existe mayor comodidad reduciendo las molestias al mínimo. Dentro de la gama de brackets autoligables, según su composición, podemos elegir también entre brackets metálicos o brackets cerámicos, combinando estos últimos las ventajas de la técnica de baja fricción con una estética excelente.

Diferencias entre brackets autoligables o convencionales

La gran diferencia entre brackets convencionales y autoligables es la forma en que se sujeta el arco al bracket. Los aparatos de ortodoncia están compuestos principalmente por 2 elementos: el bracket y el arco. El bracket es la placa que va pegada al diente. El arco es el hilo metálico que pasa por todos los brackets, ejerciendo presión o tensión sobre los dientes y provocando el movimiento dentario. Para que la fuerza del arco se transmita al bracket, y de ahí al diente,  hay que  sujetar el arco al bracket de alguna manera para que se muevan los dientes.  En los brackets convencionales y autoligables la sujeción es diferente. Aquí la gran diferencia. 

 

 

                                                                                                                  Para información de precios, consulta al: 318-454-1716

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *